Ronda 14, cocina asturiano-nikkei

Ronda14-carta

Muchas son las aperturas que se van a producir este otoño y es que parece que las épocas más oscuras han pasado y que comienza a verse la luz al final del túnel; o quizás es que la necesidad de reinventarse para no morir es galopantemente incesante, quién sabe. Lo que sí podemos afirmar es que uno de los primeros en estrenarse en Madrid – junto con el sonado Benares, el indio de Atul Kochar (1*Michelín en Londres) – es ya un veterano de guerra en tierras asturianas, más concretamente en Avilés donde lleva ejecutando su cocina durante unos cuantos años. Ronda 14 comenzó en esos lares defendiendo una propuesta complicada para plazas que no son ni la capital ni Barcelona y es que la gastronomía peruana todavía no se ha adaptado del todo bien al medio nacional pero su riqueza pisa con fuerza y cada vez hay más adictos a sus ajíes, ceviches o tiraditos.

Ronda14-ceviche

Ceviche nikkei

Mario Céspedes y Conchi Álvarez han demostrado defender la cultura inca a capa y espada y así abren su primera sucursal en plena milla de oro, en un amplio, limpio e impersonal local – con barra incluida y mesas altas – de la mismísima General Oraá impecablemente atendido por un servicio correcto, atento y simpatiquísimo dispuesto a que el comensal disfrute de una comida en tiempos perfectos y bien aconsejada.

Ronda14-gukan

Gunkan de atún picante

La oferta gastronómica parece calcada a la que manejan en su casa madre y se compone de una amplia variedad de recetas peruanas que se entremezclan con platos típicos de la cocina asturiana, muchas veces tocados por alguna pincelada andina y una selección de platos de corte nikkei (fusión peruano-japonesa para los no entendidos). Dentro de esta podremos encontrar un correcto Gunkan de tartar de atún (poco) picante, muy bien aliñado aunque con el arroz un poco apelmazado, y un normal Roll de cangrejo de caparazón blando con salsa de curry con pepino, queso crema y huevas de pez volador; aunque si quieren analizar más en profundidad parece interesante el roll mar y montaña con langostino y carne o el gunkan de tartar de vieira que ya tengo señalado para una próxima visita.

Ronda14-roll

Roll de cangrejo de caparazón blando

Entre los platos más peruanos convence, ¡y mucho!, el Ceviche nikkei de corvina impecablemente preparado, potente como a mí me gusta, con un pescado de gran calidad y un punto de picante perfecto dentro de su leche de tigre que se mezcla con alga wakame y que viene acompañado por unas muy dulces esferas de puré de boniato para ir contrarrestando la potencia del plato en el paladar. Al nivel de los mejores de la capital.

Ronda14-gyoza

Gyozas criollas de ternera y manitas de cerdo

Ricas las Gyozas criollas de tenera y manitas con un relleno meloso y potente que juega con un crujiente que se coloca por encima pero que se pierde al ser éstas posadas sobre una salsa que las reblandece en su base; sólo con un cambio de emplatado sugiero que mejorarían. Se acompañan con un poco de cebolla morada y una crema de ají amarillo y rocoto. Soberbias, desde luego, las Patatas rellenas de carne guisada con crema de ají nada grasientas pero delicadas, con el sabor del guiso, el mejor plato de la comida yéndonos a territorios más asturianos.

Ronda14-papasrellenas

Patatas rellenas de carne guisada

En el apartado de los dulces, ha gustado el bizcocho roto de avellana con un cremoso helado de coco  para poner punto y final a una buena comida en un lugar más que recomendable para un ticket medio de  unos 30€ aproximadamente. Carta de vinos breve pero bien escogida y a precios más que razonables además de algunos cócteles como el clásico pisco sour peruano. Desde luego, si todas las aperturas son como la de este Ronda 14 parece que vamos a tener un otoño de lo más movidito, ¡qué bueno!

Ronda14-postre

Bizcocho roto de avellana

Restaurante Ronda 14 (Calle General Oraá 25, 914 11 17 30, precio medio 30€)

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*