Pan casero

Hoy nos vamos a centrar un poco en el tema de hacer pan en casa. Hacer o no el pan en casa, es cuestión de gustos, tiempos y necesidades. Hay muchas personas que recurren al pan casero por necesidades de salud porque tienen que controlar muy bien los ingredientes que lleva el pan para poder comerlo o no.

Otras personas, como yo, hacemos pan en casa por mero placer. No hay más historias. ¿Qué comprar el pan es más cómodo? Pues si, totalmente de acuerdo. ¿Qué hay panes muy buenos en las panaderías? No lo discuto, quedan pocos grandes panaderos pero por suerte aún existen y hacen panes bueno no, panes espectaculares. ¿Qué comprar el pan es más económico? Pues si. Siempre un pan que se ha hecho en serie, abaratando costes, siempre será infinitamente más barato que un pan artesano o un pan de verdad.

Pan casero

¿Por qué hago yo pan en casa? Pues porque me gusta y tengo tiempo para dedicarme a ello un rato todos los días. ¿Me asusta la factura de la luz? Pues eso es algo que cada uno debe de controlar. Mi horno es antiguo, por lo que debe de consumir poco o no sé pero yo no noto la bajada o la subida de la luz cuando horneo más o menos panes. Parece que estoy suscrita a una tarifa plana de la luz y siempre pago más o menos lo mismo, vamos, muchísimo cada dos meses jejeje.

¿Qué necesitamos para hacer pan en casa?

Imprescindible un horno, harina y levadura de pan y ganas de hacer pan. Eso es lo imprescindible. Como tener podemos tener de todo lo que queramos o podamos tener. Vamos por parte.

Para hacer la masa del pan nos basta nuestras propias manos pero si tenemos un robot que nos ayude, mejor que mejor. Podemos amasar en panificadora, podemos amasar en robot de cocina que tengan gancho de masas y podemos amasar en Thermomix.

A la hora de levar, podemos tener cestillos o bannetones donde la masa leva con formas diferentes, podemos tener moldes para las barras o baguettes, podemos tener paños de lino y un largo etc pero lo importante es saber que la masa debe de levar tapada con un paño humedecido de algodón limpio que no usemos para otras cosas, solo para tapar el pan.

A la hora de hornear, ya hemos dicho el horno pero podemos tener piedra para hornear o chapón donde nuestros panes quedarán estupendos pero que a falta de estas cosas, sobre la simple bandeja del horno, queda el pan estupendo. Solo debemos de tener la bandeja bien caliente para que cuando pongamos el pan sobre la bandeja, suba mejor y quede el pan con la corteza mas crujiente.

Pulverizador de agua para crear vapor dentro del horno, muchas personas usan recipientes metálicos en el horno con agua para crear vapor constante y otras compran piedra volcánica que al estar muy caliente y echarles agua, crean un vapor estupendo.

Las levaduras, importante siempre levadura para hacer pan. Nos la podemos encontrar seca, en sobres que debe de especificar que es para hacer pan ( no sirve la levadura química tipo royal ) Y nos podemos encontrar la levadura fresca, en rectángulos pequeños de unos 25 gramos.

Da igual la levadura que uses, solo recuerda que la levadura seca siempre equivale a un poco menos de la mitad de la fresca. Ejemplo, si tenemos delante una receta que pone 20 gr de levadura fresca, y nosotros no tenemos levadura fresca, solo tenemos levadura seca que los sobre son sobre unos 7 gramos, pues ponemos 1 sobre de levadura seca en sustitución de esos 20 gramos de levadura fresca, el pan quedará de igual manera porque la levadura es la misma, solo que la seca, al estar seca, ocupa menos espacio y pesa menos.

Y para finalizar esta especie de guía para hacer pan en casa, hablar de las harinas. Existen un amplio abanico de harinas en el mercado, sobre todo si nos acercamos a tiendas especializadas como puede ser el amasadero. Para comenzar en este mundo, primero practicar con harinas de trigo normales, luego poco a poco ir probando con otras mezclas de harina.

Recuerda que cada harina siempre tiene un tipo de absorción de líquidos por lo que siempre hay que tener en mente que las recetas que hay escrita, las cantidades de agua son aproximadas, siempre puede necesitar nuestra masa un poco menos de agua o un poco más de agua, dependiendo de como la harina haya absorbido los líquidos.

Y como para muestra un botón, os pongo la receta con la que siempre se debe de comenzar hacer pan. Una vez que dominemos esta masa, nos podremos ir a otras recetas.

Ingredientes para un pan básico

  • 500 gr de harina
  • 300 gr de agua
  • 15 gr de sal
  • 12 gr de levadura fresca

Amasado a mano

  • Ponemos el agua a templar, en la mitad de ese agua diluimos bien la levadura.
  • En un bol ponemos la harina con la sal y en el centro ponemos el agua con la levadura y comenzamos a amasar, agregando poco a poco el agua hasta que veamos que la masa es elástica, lisa y no se nos pega a las manos. Cuando en el bol ya nos cueste trabajo amasar, pasamos a la mesa de trabajo.
  • Hacemos una bola y dejamos levar 1 hora. Siempre la masa tapada.

Amasado en robot

  • Ponemos en la cubeta del robot todos los ingredientes juntos pero recuerda calentar un poco el agua y diluir la levadura en el agua caliente.
  • Seleccionamos velocidad 2, gancho de amasar, y dejamos unos 15 a 20 minutos.
  • Sacamos la masa, hacemos una bola y dejamos tapada, 1 hora.

Amasado en panificadora

  • Ponemos el agua, harina, sal en una esquina y levadura en la otra esquina. Aquí en la panificadora no hace falta que se caliente el agua puesto que nos la va a calentar la propia panificadora, por eso ponemos el agua o los líquidos primero, para que estén abajo y caliente.
  • Seleccionamos el programa 6 , o en su defecto, el programa que amasa y leva, el de mi panificadora dura 1 hora y 50 minutos y la masa ya sale levada, no hay que dejarla reposar más tiempo como las anteriores masas de las que hemos hablado.

Amasado en Thermomix

  • Aquí calentaremos primero el agua, para ello primero ponemos en el vaso de la Thermomix el agua y seleccionamos 30 segundos, 27 grados, velocidad 2.
  • A continuación ponemos la levadura, seleccionamos 10 segundos velocidad 4.
  • Ponemos la harina y la sal, seleccionamos vaso cerrado, 1 minuto, velocidad espiga.
  • Dejamos que la masa leve dentro del vaso de la Thermomix 1 hora.
  • Para sacar la masa, amasamos de nuevo 1 minuto, velocidad espiga.

Como veis, podemos amasar de diferentes maneras, ya tu eliges la que más se adapte a tus gustos y necesidades.

Para hacer el pan:

  • Una vez que tenemos la masa amasada y levada, volvemos a amasar para quitar el aire.
  • Damos forma a la masa, la que más nos guste, redonda, alargada, en forma de barra, de pequeñas piezas, como queramos.
  • Podemos dejar ahora la masa sobre la bandeja del horno, entre telas de lino, en bannettones o cestillas, donde queramos dejar la masa que tiene que levar otra vez 1 hora.
  • Una vez que ha pasado esa hora, la masa ha crecido y hay que hornearla, el horno siempre hay que tenerlo bien caliente cuando vayamos a meter el pan. SI vamos a hornear sobre chapa o sobre piedra, debe de estar dentro del horno bien caliente.
  • Metemos la masa del pan, cortamos con un cortador de pan para que el pan greñe.
  • Pulverizamos con agua, para crear vapor y la corteza nos salga bonita y crujiente.
  • El tiempo de horneado dependerá de cada pan y de su tamaño, como orientación media sería 15 minutos solo con calor abajo del horno y a máxima potencia, luego bajamos 20 grados de temperatura y encendemos arriba y abajo el horno dejando 10 minutos y finalizamos con otros 10 minutos pero con 20 grados menos de temperatura.
  • Para una corteza bien crujiente, cuando apaguemos el horno, dejamos el pan dentro 5 minutos pero con el horno apagado y luego sacamos a una rejilla para que termine de enfriar.
  • El pan siempre se enfría sobre rejilla para que el culo del pan no se quede húmedo.

Espero que esta mini guía os ayude, si necesitáis preguntar algo más,no dejéis de hacerlo, puede que a mi se me haya pasado algo por alto y lo podamos incluir en esta guía.

1 comentario sobre: “Pan casero”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*