Coles de bruselas asadas con calabaza y papada ibérica

Coles, Calabaza y Papada - Joselito 6

 

Soy consciente de que más de uno rechinará los dientes sólo por oír su nombre pero estas coles de bruselas asadas con calabaza y papada ibérica, especiadas y con ese toque crujiente del asado, son una maravilla creáis lo que creáis. Yo reconozco que soy un ser un poco extraterrestre al que le encantan bien limpias por fuera y simplemente hervidas en agua con sal, una vez tiernas las escurro bien y me meto entre pecho y espalda un plato de coles de bruselas de una sentada y soy la mujer más feliz del mundo pero la realidad es que estas pequeñas bolitas tienen un sabor muy marcado, con un regusto amargo, que puede no gustar a todos. No empecé yo desde pequeña a engullir a dos carrillos coles de bruselas así porque sí, no os creáis, sino que mi madre supo cómo introducirme en la materia poco a poco, metiéndome sólo la puntita que dirían algunos: me las camuflaba, en resumen. Normalmente su vehículo de ayuda era una deliciosa bechamel – sí, cualquier cosa está buena con bechamel, y punto – a la que añadía jamón, panceta, papada, curry o cualquier cosa que se le ocurriese ese día y aunque se alejase de una receta ligera de verduras por culpa de esta salsa merecía la pena que a mí me llegase de fondo ese sabor marcado de la col que se tragaba mucho mejor al suavizarlo.

Coles, Calabaza y Papada - Joselito 2

Parte de la culpa de que a muchos no os gusten las coles de bruselas, o la coliflor, o el repollo, o el brócoli, nace de que probablemente os hayan intoxicado alguna vez con ese olor a tufo que desprenden todas si se las cuece de más. Pero hoy es el momento de reconciliarse con ellas y descubrir que se puede cocer las coles de bruselas en su punto justo para que resulten aromáticas, crujientes y deliciosas y que además el contrapunto dulce de la calabaza y la untuosidad máxima de la papada ibérica curada – ya sabéis que yo siempre uso la de Joselito porque me parece una burrada de rica – hará un conjunto en el que para nada percibiréis esos olores/sabores de los que os asustáis normalmente.  Os animo a que os lancéis con ellas, el horno será uno de vuestros mejores aliados, pero también que les deis una oportunidad crudas y finamente ralladas, muy finas, y después aliñadas como haciendo una ensalada de col con un poco de vinagre de arroz, sésamo y miel… ¡os alucinarán!

Papada Joselito

Estas coles de bruselas con calabaza y papada ibérica pueden ser tanto un plato principal de aúpa como el mejor de los acompañamientos puestas en un bol grande cerca, por ejemplo, de un trozo de ventresca de atún jugando así con que las dos grasas – la del cerdo y la del túnido – se encuentren en una secuencia que las convierta en las mejores compañeras. Podréis cocinar las coles en agua unos 10 minutos para que se enternezcan ligeramente antes de meterlas en el horno o saltearlas pero también hacerlo directamente, sobretodo sabiendo que la calabaza no necesita una cocción excesiva para ablandarse. Habrá que aliñar ambas previamente, para que absorban las especias que incorporemos y caramelicen mejor haciendo la reacción de maillard, y una vez terminadas será el momento de añadir las finísimas láminas de papada ibérica curada en el plato que con el calor residual de los vegetales se fundirá hasta quedarse transparente aportando todo su sabor y elegancia al plato.

Coles, Calabaza y Papada - Joselito 6

Coles de bruselas asadas con calabaza y papada ibérica
Author: 
Serves: 1
 
Ingredients
  • 120gr de coles de bruselas
  • 50gr de calabaza
  • 1 diente de ajo
  • Sal y pimienta negra molida
  • 1 cucharada de miel
  • 1 cucharadita de jengibre en polvo
  • 1 cucharadita de vinagre de arroz
  • 1 cucharadita de soja
  • 4 láminas de papada ibérica de Joselito
Instructions
  1. Quitar las hojas externas más duras o estropeadas de las coles de Bruselas. Cortarlas por la mitad o en cuartos a lo largo (dependiendo del tamaño), quitándoles bien el pedúculo.
  2. Pelar el ajoo y cortarlos en láminas. Cortar también en láminas no muy gruesas la calabaza
  3. Ahora podréis, o no, cocer las coles de bruselas en agua hirviendo con sal durante 8 minutos. Escurrir bien.
  4. Mezclar el vinagre de arroz con el jengibre en polvo, la soja y la miel y aliñar con la mezcla más sal y pimienta negra las coles y la calabaza.
  5. En una sartén a fuego alegre con un poco de aceite saltear el ajo con la calabaza bien hasta que se quede tierna, reservar. En esa misma sartén saltear las coles hasta que se doren bien
  6. Cuando el agua se haya evaporado añadir los ajos y seguir dorando las coles, removiendo a menudo.
  7. Cuando las coles se hayan tostado bien ponemos a punto de sal y pimienta negra y vertemos en un plato.
  8. Terminamos por encima con las láminas de papada ibérica

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*

Rate this recipe: