Comer en el Mercado de Santa Catarina

Segundo post temático dedicado al Mercado de Santa Catarina, del que os hablábamos ayer y del que seguiremos hablando en mi próxima publicación relacionada con la cata de vinos organizada en este mismo mercado durante el último fin de semana.

LA TORNA

Como decía ayer, por comodidad y afinidad muchos días voy a comer a los diferentes restaurantes del mercado, en los que se pueden degustar productos frescos, recetas atractivas, ambiente genuino… una gozada.

BOQUERONES Y ANCHOAS

Uno de los restaurantes que acostumbro visitar es La torna, que además es un horno de pan (recomiendo su empanada gallega encarecidamente). En este espacio del mercado el público es muy variado, ya que pasa de los turistas que están visitando la zona y quieren comer en un sitio typical spanish a los habituales que trabajan en el mismo comercio, o en los alrededores, que se encuentran como en familia cuando se sientan en la estrecha barra del restaurante con cocina a la vista, gritos alegres, bromas jocosas y mucho savoir faire.

ESQUEIXADA DE BACALAO Y PIMIENTOS DEL PADRÓN

Una de las cosas que más valoro es que en los sitios que visito con regularidad conozcan a los clientes habituales, sepan sus nombres, sus gustos y pedacitos de su vida, y viceversa con los que trabajan mimando sus paladares.

De esta manera las conversaciones que puedes escuchar si comes solo resultan fascinantes y los temas con los que se relacionan son el nuevo gimnasio al que se ha apuntado la camarera y en el que coincide con algunos de sus clientes, hasta las bromas habituales con el cocinero por qué la ensaladilla rusa le ha quedado muy salada ese día (por lo que la tapita para los clientes fijos es un obsequio de la casa).

INDISPENSABLE PAN CON TOMATE

Los platos y especialidades que ofrecen son las clásicas tapas, como boquerones, anchoas, la salada ensaladilla, esqueixada de bacalao con olivada o pimientos del padrón entre otros.

También hay una carta, concreta pero acertada, compuesta por primeros platos como la ensalada tibia de queso de cabra; la ensalada  de brie rebozado, jamón y vinagreta de fresa; la ventresca confitada con tomate de Montserrat; la escalibada con anchoas de L’escala o huevo frito con patatas enmascaradas.

ATÚN A LA PLANCHA CON CALABACINES Y ESPÁRRAGOS TRIGUEROS

La selección de platos principales abarca desde fricandó con setas; callos con garbanzos;  colitas de rape a la plancha o a la donostiarra; filete de buey con foie; Entrecôte con pimientos del piquillo o mi elección durante mi última visita, atún a la plancha con espárragos trigueros y calabacines.

También hay platos del día fuera de carta, como pueden ser un variado de pescados y mariscos, o setas de temporada salteadas, entre otros. Estos platos siguen la tradición de todo mercado, que es la de crear platos tradicionales con productos frescos del día.

Entre los postres que ofrecen están el típico catalán flam de mel y mató (flan de miel y requesón), coulant de chocolate, crema catalana, tiramisú artesano o surtido de quesos con membrillo.

PANADERÍA DE LA TORNA

Por si no se ha notado, recomiendo este restaurante a todo el que quiera una experiencia de auténtica sencillez.

3 comentarios sobre:
“Comer en el Mercado de Santa Catarina”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*