Bistrot en Ibiza, El Jardín

Una de mis plazas favoritas de la isla de Ibiza es la Plaça de la Constitució, no solo por su espectácular mercado Biológico ‘Es Mercat Vell’ , sino por qué es perfecta para desayunar, ir de compras, hacerte un tatuaje o simplemente para respirar un aire entre bohemio y moderno que resulta abrumador.

BISTROT EL JARDÍN

Antes solía comprar sushi take away en un restaurante ideal que hace un tiempo que ya no existe, pero los desayunos en la plaza, son algo necesario en cada visita…

Empezaré con mi segundo local favorito para desayunar a cualquier hora en esta isla, el Bistrot El Jardín, como sabéis por mi trayectoria, adoro los bistrot por eso, como premisa os hablaré de este tipo de locales.

COPA DE CAVA

La palabra bistrot procede de un vocablo ruso que significa “rápido”,  durante la ocupación rusa de París, los militares rusos gritaban esta palabra para ser atendidos con rapidez en los restaurantes de la ciudad.

Esta es la sencilla leyenda de la proveniencia de esta palabra tan encantadora, por eso también los bistrots franceses conservan ese aire de servicio atento con una cocina reducida a  platos tradicionales pero buenos y servidos con celeridad.

BOCADILLO WIEN

En este bistrot situado en mi plaza favorita pude desayunar un bocadillo con una copa de cava en un ambiente ideal. Los bocadillos llevan nombres de ciudades: Ibiza (Jamón serrano y manchego), Berlin (lechuga, atún, cebolla y mayonesa), Havana (queso de cabra, miel, lechuga y aguacate), Paris (jamon york, brie, ensalada y mayonesa), London (Jamón york, hublo, cebolla y mayonesa), Roma (jamón de Parma, parmiggiano, rúcola y alcachofas), Amsterdam (Brie, Salmón), Madrid (chorizo, manchego y olivada), Wien (el que tomé yo, con Speck, Brie y setas), Oxford (Roast beef en su salsa y lechuga).

Hoy me centro en estos bocadillos, aunque el local ofrece muchos más platos, como tapas tradicionales o hamburguesas.

El mayor inconveniente del stio, el servicio, lento y atabalado aún estando en temporada baja, incluso tuve que pedir que me calentaran el bocadillo,para que volvieran a traérmelo frío, pero las vistas ayudan a mitigar esta clase de faltas, todo sea dicho.

 

 

1 comentario sobre: “Bistrot en Ibiza, El Jardín”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*