Verduras “de la sopa” con mozzarella

Durante toda dieta es bueno tomar sopas, yo misma os he ofrecido la receta de calditos depurativos a base de verduras en el pasado.

VERDURAS RÁPIDAS

VERDURAS RÁPIDAS

De la misma manera que es bueno aprovechar la carne del pollo que se utiliza para el caldo en ensaladas u croquetas, las verduras (zanahorias, apio, nabos, cebollas, etc) tampoco se deben desperdiciar. Se pueden aprovechar para guisos, salsas, cremas de verduras y muchas otras preparaciones más o menos elaboradas, aunque hoy os proponemos la opción más rápida y sabrosa para utilizar estas verduras, ya que se preparan directamente en el microondas (aunque también se puede preparar al horno si se desea).

Verduras "de la sopa" con mozzarella
Author: 
Recipe type: Primero
Serves: 1
 
Verduras rápidas y sanas
Ingredients
  • Verduras del caldo
  • Mozzarella rallada
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal y pimienta
Instructions
  1. Escurrimos bien el caldo de las verduras, las disponemos en un plato, aliñamos con el aceite, salpimentamos y recubrimos con la mozzarella, la ponemos en el microondas hasta que se derrita.

Hoy descubramos un poco más sobre esa delicia líquida que llamamos caldo, que es ,en gastronomía, agua con varios ingredientes, por regla general carnes, pescados o vegetales (es decir un fondo) al que se añaden cereales, pasta, verduras. Así se tiene que el caldo de pollo es simplemente agua en que se ha cocido, a veces en presencia de carne, pedazos de pollo (siendo posible los huesos), caldo de pescado es agua en que se ha cocido pescado (o sus espinas), caldo de res es agua en que se ha cocido carne bovina, y caldo de cerdo es agua en que se ha cocido carne de cerdo. La cocción se realiza en una marmita u olla de bordes altos. Este tipo de alimento se encuentra en la categoría de las salsas ya que su forma concentrada entra a menudo en su elaboración. Los caldos son la base de muchas preparaciones culinarias como las sopas, las cremas y los arroces.

El caldo sirve como alimento en sí mismo desde la Antigüedad. Se utiliza frecuentemente como base para dar un sabor más rico a otros platos, como sopas, salsas (como en el caso del velouté y toda la familia de salsas derivadas) o guisos. En algunos casos, el caldo es el punto de partida de la elaboración de platos tan populares como el arroz a banda en la cocina española. Otro caldo de pescado muy conocido en la cocina japonesa (elaborado con atún, Katsuwonus pelamis) es el dashi. Tanto la cocina española como la asiática obtienen caldos a base de gambas, como el que sirve a la elaboración de la famosa sopa malaya laksa.

Las carnes empleadas en la elaboración de caldos pueden reemplazarse o utilizarse en otros platos como es el caso de las ensaladas (carne con alcaparras encurtidas y vinagreta). En el salade bouchère elaborado con carne picada de la cocción del caldo, huevo duro, patatas y perejil. Introducido en el relleno de los ravioli. Con patatas cocidas y hechas puré en el hachis parmentier (carne picada en puré de patata gratinada al horno).

En algunos casos, la carne cocinada de este modo se utiliza como parte de tratamientos médicos para alimentación de personas con dificultades en la digestión, y es ideal para dietas de adelgazamiento o mantenimiento.

 

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*

Rate this recipe: