Consigue tu propio blog en "Cocina y recetas" Registro

Cover: Cocina fácil para principiantes

02abr 12

Torrijas, un clásico de Semana Santa

Torrijas, un clásico de Semana SantaHe de reconocerlo: aún no he sido capaz de darle ese toque tan especial a las torrijas que solo mi madre y mi abuela saben dar. Pero ellas mismas me han dicho que no me preocupe, que demasiado bien me salen para lo poco que llevo practicando y que, con el tiempo, acabaré dándoles ese toque personal.

A mí me gustan mucho las torrijas. Es un dulce muy sencillo de hacer y, sobre todo, barato. Seguro que, en cuanto leáis la receta, os animaréis a hacerla. Para ello solo necesitaréis una barra de pan del día anterior, aunque venden ya pan especial para torrijas. Podéis comprarlo pero yo, con la barra que me ha sobrado, me vale.

Como veréis a continuación, a las torrijas suelo darles un toque de miel. Este paso os lo podéis saltar o bien podéis hacer unas con miel y otras dejarlas normales. También podéis sustituir la leche por un vino dulce. ¡Como más os gusten!

  Qué necesitáis

  1. Una barra de pan duro
  2. Leche
  3. Azúcar
  4. Dos huevos
  5. Una rama de canela
  6. Un trozo de cáscara de limón
  7. Aceite de oliva

   Cómo hacerlo

  1. Coged la barra de pan y cortadla en rodajas más bien gorditas (1 cm. aproximadamente). Reservadlas en un plato.
  2. Ahora, echad un buen chorro de leche en una cazuela (la cantidad dependerá del número de rebanadas que cortéis) y ponedla a hervir, durante unos 5 minutos, junto a la canela y la cáscara de limón.
  3. Antes de retirar la cazuela del fuego, añadid el azúcar, removed para que se disuelva y reservad. Dejad que se enfríe si no queréis quemaros.
  4. Ahora, id cogiendo cada rebanada y mojadla en la leche pero con cuidado. No las empapéis demasiado o se desharán. Idlas reservando en un plato.
  5. Coged ahora los huevos y batidlos. Poned también una sartén con aceite a calentar.
  6. Ahora, id “rebozando” las torrijas, es decir, pasadlas por el huevo y freídlas. Tened cuidado de que no se os rompan.
  7. Cuando estén doradas, idlas sacando y echadlas en un plato con papel absorbente para que chupe el exceso de aceite.
  8. Antes de que se enfríen, coged una brocha y untadles un poco de miel. Reducidla con un chorrito de agua y calentadla unos segundo en el microondas para que lo podáis hacer mejor.
  9. En vez de miel, podéis espolvorearlas también con azúcar o canela.

Tardaréis 40 minutos

Receta para 6 personas

Dificultad: media

Etiquetas: , , , ,

7 comentarios

  1. […] cambio me ha parecido interesante subir esta receta, para los que terminan de independizarse, los estudiantes y para toda aquella gente de otros […]

    Responder
  2. […] Pero como ahora estamos en plena Semana Santa, lo podemos tomar con unas ricas torrijas. […]

    Responder
  3. Plato estrella en mi casa estos días. A mis hijos les encanta y no se me dan nada mal. Tiene bastantes calorías, pero una vez al año no hace daño.

    Responder
  4. […] Semana Santa, hay un montón de postres que son muy típicos de estas fechas, como lo puede ser las torrijas, las rosquillas, las monas de pascua, los buñuelos de viento, los pestiños, el arroz con leche y […]

    Responder
  5. […] de torrijas TM31 Publicado el 6 abril, 2012 por Patricia Si queremos hacer unas ricas torrijas, lo primero que tenemos que tener es un rico pan, y que tenga una miga aireada, para que absorba […]

    Responder
  6. […] Lunes de Pascua es el último día de Semana Santa para los que vivimos en Catalunya y es un día que las familias aprovechan para reunirse y degustar […]

    Responder
  7. Gracias por tu receta. Está genial !! Yo las hago un poco más sencillas aunque salen exquisitas. Te dejo aquí mi método: http://teclaroja.blogspot.com.es/2013/03/torrijas-faciles-y-rapidas-de-leche.html

    Responder

Deja un comentario

*

Acerca de Javier Zamarripa

Mi galardón: Ayudante de Cocina

About

Soy Javi, tengo 26 años y me acabo de independizar. Me gusta comer bien pero cocinar era para mí todo un calvario. Sin embargo, gracias a las recetas y consejos de mamá y de mi abuela he sido capaz de desenvolverme en la cocina y de decirle adiós a los espaguetis con tomate y a la comida preparada. Cocinar las recetas que siempre he comido en casa es más fácil de lo que imaginamos. ¡Toma nota!

Twitter