Pitas de pollo picante con salsa de yogurt

Este tipo de platos me recuerda a las cenas que mas me gusta hacer, esas cenas con amigos que ya os he contado en alguna ocasión.Desde que mi pequeña Laia llegó a nuestras vidas las hacemos bastante a menudo, es lo mas cómodo para nosotros que vengan los amigos a casa, ademas disfruto un montón pensando la cena, haciendola y poniendo una bonita mesa. Cuando nos juntamos a veces me gusta hacer platos mas elaborados pero en general prefiero hacer cenas informales, divertidas y diferentes, sobre todo cuando hay algun partido de fútbol de por medio. Risas, conversaciones divertidas, incluso a veces profundas, estan aseguradas. Viva la amistad!

Ingredientes:
  1. Pechuga de pollo
  2. Pimentón
  3. Callena molida
  4. Orégano
  5. Comino
  6. Salsa de soja Heiz
  7. Pan de pita
  8. Lechuga
  9. Rulo de cabra

 

PARA LA SALSA:

  1. Yogurt griego
  2. Mahonesa
  3. Mostaza antigua
  4. Sal
  5. Pimienta negra recién molida

 

Empezaremos haciendo el adobo del pollo. Pondremos las pechugas salpimentadas en una fuente, le añadiremos cayena picada, pimentón picante, oregano, comino (poco) y tres cucharadas de salsa de soja Heinz. lo empaparemos bien, taparemos con film transparente y dejaremos en el frigorífico un par de horas.

 

Pondremos el horno a calentar a 180 grados. Sacaremos las pechugas y le quitaremos el exceso de liquido, pondremos una sartén con un poco de aceite a fuego fuerte para dorar las pechugas. Las doraremos bien por los dos lados pero que queden crudas.

Las terminaremos de hacer en el horno a 180 grados unos 20 minutos. Sacaremos y dejaremos reposar antes de cortarlas en filetes. Las pitas las humedeceremos u haremos en el horno unos minutos.

Para la salsa utilizaremos 3 cucharas de yogurt tipo Griego, una cuchara de mahonesa, media de mostaza antigua y una pizca de sal y de pimienta negra recién molida.

Abrimos las pitas, ponemos el queso de cabra, las lonchas de pollo picante encima, salseamos y terminamos poniendo un poco de lechuga.

Buen provecho!  On egin!

Consejo: Si vais a cenar muchos poner una bandeja con el queso de cabra y la lechuga y por otro lado un cuenco de salsa y el pollo troceado en las bandeja del horno para que no se enfríe. Las pitas las sacaremos, abriremos y taparemos con un trapo limpio de algodón para que se mantengan calientes y no se seuqen.

6 comentarios sobre:
“Pitas de pollo picante con salsa de yogurt”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*