Empanadillas de bonito

El otro día os publiqué la receta de Bonito con tomate (pinchar para ver la receta) y os dije que os daría ideas de aprovechamiento. Aqui teneis una de las recetas mas típicas que se hacen cone l bonito con tomate que sobra. Cualquiera de nosostros puede recordar a su amatxo (madre cariñosamente dicho en Euskera) en la cocina haciendo unas ricas empanadillas de bonito. Es un pecado capital calentar este manjar en el microondas, nunca quedará bien a menos que lo hagais con el truco que oa di el otro día. Dejarlo muy crudo por dentro puede ayudar pero claro eso lo tienes que hacer a propósito, si es el bonito que has comido ya no estará crudo y recalentarlo es como comerse un cacho de esparto seco y rancio. En cambio en empanadillas queda sublime, maravilloso, nada que ver con esas empanadillas de bonito en lata o congeladas. No tiene nada que ver es como comparar un vino de mesa con un gran reserva. Ademas tenemos la opción de hacerlas y congelaralas, asi no habrá excusa. Vamos a empanadillear o que.

 

Empanadillas de bonito
 
Ingredients
  • 1 paquete de obleas para empanadillas
  • El bonito con tomate que nos sobró el otro dia
  • La salsa de tomate con su cebolla y su pimiento (la que nos sobró)
  • 1 huevo
  • Aceite de oliva

 

 

 

 

 

 

 

 

Si tuviera que poneros el nivel de dificultad de esta receta imagino que os pondría “para niños de teta”. Empezaremos poniendo el huevo a cocer en abundante agua. Seguiremos desmenuzando el bonito, lo podemos hacer con cuchillo, cortándolo en dados o con un tenedor. Lo echaremos todo en un cuenco con la salsa, la cebolla y el pimiento verde. Si no hemos dejado la salsa suficiente porque nos pusimos de pan finos podemos añadirle un poco.

Trocearemos el huevo cocido, mezclaremos bien con el bonito, el sofrito y el tomate. Pondremos las obleas y en una de sus mitades pondremos una ración de relleno, doblaremos apretando todo el borde y terminaremos sellando las esquinas con un tenedor.

Las freiremos en una sartén con abundante aceite de oliva caliente, que no humeante, y sacaremos a un plato con papel de cocina para quitar el exceso de grasa.

¡Buen provecho!  On egin!

Truco: Si quereis que queden mas ligeras las podeis hacer en el horno. Quedan diferentes, para mi gusto, en este caso el toque frito es fundamental.

4 comentarios sobre:
“Empanadillas de bonito”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*

Rate this recipe: