Perdiz con repollo

Mi amiga Mari Carmen es de Toledo y es muy buena cocinera. El otro día me comentó que la que hace bien las perdices en su familia es su hermana, que las cocina con repollo.

Me ha dado la receta y ya las he hecho. Salen muy buenas. Como la perdiz es un bicho de carne más bien seca, le viene muy bien esta forma de cocinarla con la suavidad que le aporta el repollo.

No es una receta muy difícil y, como tiene un medio escabeche, se puede mantener mucho tiempo en la nevera. Además, este plato está más rico si cuando se va a comer han pasado un par de días desde la fecha en que se cocinó.


Perdiz con repollo

Ingredientes

  1. 2 perdices limpias, partidas a la mitad.
  2. 1 cebolla grande
  3. 1 vaso de caldo (o 1 vaso de agua y media pastilla de caldo)
  4. 1 vasito de vino blanco
  5. 1/2 vasito de vinagre
  6. 1 hoja de laurel
  7. 1/2 repollo
  8. 2 dientes de ajo
  9. aceite y sal

Elaboración

  1. En una cazuela grande se ponen a dorar en aceite bastante caliente las perdices, se sacan y se pone a ablandar allí mismo la cebolla picada menuda con la hoja de laurel.
  2. Cuando esté la cebolla, se incorporan las perdices y se añade el caldo, el vino, el vinagre y unos ajos enteros y en crudo.
  3. Se deja cocer todo a fuego lento hasta que la perdiz esté tierna (como cerca de una hora). Si es necesario se añade más agua.
  4. Por otro lado se habrá cocido el repollo (como 1/2 hora en la olla) y se habrá rehogado con unos ajos fritos.
  5. Cuando casi estén listas las perdices, se añade a la cazuela el repollo y se deja que se cocine todo junto un rato más.

Tiempo de preparación: 30 minutos

Tiempo de cocción: 1 hora +  30 minutos

Comensales: 4.

La receta puede adornarse con unos triángulos de pan frito. Yo no los pongo porque engorda mucho y porque prepararlo es un rollo añadido más.

3 comentarios sobre:
“Perdiz con repollo”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*