Trucos de cocina a tener en cuenta en Navidad

Estos días de estrés navideño en la cocina hay dos lemas importantes a seguir: cocinar con antelación, planificarse bien en la cocina para que tus comensales queden contentos. Te ofrezco algunos de los muchos trucos que puedes tener en cuenta:

Perejil siempre listo:   Ingrediente básico en muchas recetas y un bien preciado en Navidad. Si lo quieres fresco, que es lo deseable, hazte con un buen puñado, lávalo bien y quítale la humedad. Córtalo en trocitos pequeños y guárdalo en botes pequeños en el congelador, listo para las recetas de estos días. Tambíen puedes poner en alguno de estos botes ajo bien picado y añadirlo al perejil, así tendrás la picada por ejemplo,  de las gambas, cuando quieras hacerlas al ajillo y ganarás tiempo.

 

Manipular huevos de codorniz: Son excelentes para preparar aperitivos, sobre todo ahora en Navidad, que son muy utilizados por su forma, pero muy difíciles de pelar cuando los hervimos y muy difíciles de romper cuando los queremos fritos.

Para los huevos duros, pásalos una vez cocidos por agua fría para que se despegue mejor la cáscara y después dale unos golpecitos sobre una superficie dura para que se vaya desprendiendo.

Para hacer huevitos fritos, como los que os enseñé en el anterior post, debes vigilar al cascar el huevo  ya que es fácil que se te rompa en pedacitos. Ayudaos con un cuchillo para cortar la base o le dais un golpecito en el centro. Y para que el aceite no salte cuando pongas el huevo ponle  una pizca de sal a la sartén

Patatas: Según qué plato presentes a la mesa, lo acompañamos con una guarnición de patatas fritas. Si quieres que queden más crujientes, cuando las partas sécalas bien y espolvorea sobre ellas un poco de harina. Si tienes algo de tiempo, te aconsejo que pruebes las patatas paja, usando la misma técnica pero cortando las patatas en tiras muy finas, el resultado será mejor.

 

 

Calamares rellenos que no se salgan: En mi casa suele ser uno de los clásicos navideños  y mi madre siempre les pone el palillo para cerrarlos. Pero si le das la vuelta al calamar como si fuera un calcetín te será mucho más fácil rellenarlo sin que se escape nada.

 

 

 

Guisos salados: Con los nervios del día, ¿tu  guiso ha quedado demasiado salado? Tiene solución si añades un poco de agua y un par de rodajas grandes de patata y dejas que se cueza unos 10 minutos más. Absorverá la sal y tu guiso quedará perfecto.

Guisos pegados: También se puede dar la opción de que por un descuido al atender a tus invitados se te queme el  guiso que estás preparando. !Horror! Pon entonces un paño húmedo con agua sobre la superficie de la cocina y coloca la olla encima durante algunos minutos. Desaparecerá el gusto a quemado por completo.

 

Deja un comentario si quieres compartir alguno de trucos para estas fechas…

4 comentarios sobre:
“Trucos de cocina a tener en cuenta en Navidad”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*