Consigue tu propio blog en "Cocina y recetas" Registro

Cover: En tu línea

30nov 11

Pavo asado para Navidad y olvídate de coger kilos

Pavo_asado_para_Navidad_y_olvidate_de_coger-kilos.jpgToda la vida pensando que los americanos estaban obsesionados con el pavo que hacen en miles de recetas para Navidad, hasta que me he dado cuenta de que aquí la única que está equivocada es servidora. Sí señores, porque yo este año me niego a coger un gramo en esas felices fiestas que están a punto de asaltarnos y el pavo en realidad, es la mejor solución.

Así que manos a la obra. Hoy quiero demostraros que el pavo asado no es algo soso y simple, nada más lejos de la realidad. El pavo es nuestro amigo (bueno, el de nuestras tripitas y nuestras caderas). Así que vamos a ponernos a cocinar y ¡a disfrutar!

 

  Lo que vamos a utilizar

  1. Un pavo
  2. 400gr de castañas
  3. 200gr de salchicha
  4. Un limón
  5. Un bote de nísperos
  6. 3 cebollas pequeñas
  7. Una cucharada de oporto
  8. Una pizca de estragón
  9. 200gr de bacón ahumado
  10. 1 ramita de romero
  11. 1 huevo
  12. 1 hoja de laurel
  13. 1 diente de ajo
  14. 1 vaso de vino blanco
  15. 2 cucharadas de mantequilla
  16. 2 cucharadas de aceite oliva
  17. Sal
  18. Pimienta

La receta paso a paso

  1. Lo primero que tendréis que hacer es decirle al señor de la tienda que os deje el pavo bien limpito por dentro (servidora no mete la mano ahí para sacar cosas cuando lo puede hacer otro al que le de mucho menos asco y lo deje bastante mejor que yo). Si os da lo mismo, lavadlo entonces con mucho esmero tanto, por dentro como por fuera, con agua templada.
  2. Poned agua y sal en una cazuela a hervir, introducid las castañas con la hoja de laurel. Dejadlo durante 40 minutos.
  3. Colocad un poco de mantequilla en una fuente grande junto al aceite, el ajo picado, la sal gorda, la pimienta, el tomillo y el romero, y metedlo en el horno a unos 180º.
  4. Sacad las castañas, apartad la mitad y picad el resto.
  5. Mezclad las castañas que hayáis picado con la salchicha, los nísperos también picados, la cebolla cortada muy finita, el bacón hecho trocitos, una cucharada de oporto, una pizca de estragón, sal y pimienta.
  6. Mezcladlo todo y con la mezcla resultante, llegó la hora de rellenar el pavo (yo lo hago con un cucharón y voy empujando).
  7. Sacad la fuente del horno y colocad el pavo cuando esté relleno. Dadle la vuelta, para que la mezcla de grasas y hierbas se reparta por todo el pavo, y luego dejadlo en el horno a 180º durante dos horas. La primera hora cubridlo con papel de aluminio.
  8. En la segunda hora, sacad la fuente y con una cuchara grande de madera cubrid la parte de arriba del pavo con el jugo que se habrá ido cocinando en el fondo de la fuente.
  9. Colocad las castañas que habíais reservado y dos cebollas pequeñas cortadas en 4 trozos en la fuente.
  10. Introducid de nuevo la fuente en el horno, esta vez destapada para la segunda hora de cocción.
  11. Servid con verduras al vapor (por ejemplo, brócoli, coles de bruselas, zanahorias, patatas asadas…).
  12. Mantendréis la línea y estará… mmmm ¡delicioso!

Tiempo estimado de preparación: 180 minutos

Tiempo de cocción: 120 minutos

Receta para 4 personas

Dificultad: media

Etiquetas: , , , , ,

3 comentarios

  1. […] en navidades siempre solemos comer pescados o carnes como el pavo. Por eso me he decidido a traeros esta receta que hace tiempo descubrí y tiene una pinta […]

    Responder
  2. […] Navidad solemos asociar las cenas con el pavo. Pero hay otro tipo de productos que podemos utilizar para crear recetas jugosas y ricas, teniendo […]

    Responder
  3. […] la hora de cocinar pavo tenemos múltiples posibilidades, pero una de las formas más sabrosas es utilizando frutos […]

    Responder

Deja un comentario

*

Acerca de Betty Glup

Mi galardón: Ayudante de Cocina

About

¡Hola a todos! Soy Betty Glup y os propongo una cocina sana y saludable para manteneros en la línea no sólo en verano, sino todo el año. Cuidarse no significa comer mal ni comer poco, el truco está en acostumbrarse a comer bien y variado cada día, y en hacer de ello un hábito de vida. Es mucho más sencillo de lo que parece, ¿me acompañáis?

Twitter